Todo un carácter

Síntesis

Julia Ares tiene dos hijas. Julia, la menor, que vive aún con ella, prepara unas oposiciones y observa el comportamiento de su madre.

A favor

Envidiable dominio de la lengua. Impresionante la capacidad de convertir en palabras los pensamientos y, más difícil aún, su ritmo trepidante. Las palabras fluyen, se enlazan, van tejiendo un estilo inconfundible que, en mi humilde opinión, roza la genialidad.

He disfrutado especialmente de como engarza continuamente con frases hechas que ha creado en páginas anteriores (al pedestal, como una sonámbula, pegarse un tiro). El resultado es muy ocurrente y marca un estilo inconfundible.

Para ser justos tengo que reconocer que esta autora conmigo juega con ventaja y es que escribe en mi idioma natural, el humor irónico. Sus planteamientos son divertidos por lo que tienen de radicales. Es capaz de relativizar cualquier situación. El mensaje que me ha llegado es: somos complejos e insignificantes, y no hay verdades absolutas así que, relájate y disfruta de la pluralidad, rica i heterogénea que te constituye y que te rodea. No he dejado de sonreír en toda la lectura.

Y, para hacerlo redondo, además de su estilo me ha atrapado el mundo que describe. Me reconozco y reconozco gente de mi entorno habitual en las personalidades que desarrolla. En realidad es imposible no reconocer rasgos propios de entre tantos matices.

En algún lugar he leído que los personajes son excéntricos, no estoy de acuerdo. Creo que las actitudes y conductas son diseccionadas con un detalle asombroso, y, como consecuencia de esto, se evidencian las manías y las fobias particulares de cada uno. No habla de desequilibrios psíquicos sino de los sentimientos complejos que a todos nos componen, afortunadamente, la composición es distinta para cada uno.

Y dentro de este mundo de personalidades destaca, por abrumadora goleada, el personaje de la madre. Una mujer complicada, enérgica, impetuosa, hiperactiva, segura de si misma. Muy, muy interesante…

Finalmente querría hacer referencia a las otras dos obras que he leído de esta autora. Fue hace tiempo, no recuerdo bien el detalle:

Con “Nunca se sabe” descubrí el mundo de Imma Monsó, personajes sin físico pero con personalidades desarrolladas a la infinitésima. Me sorprendió la idea de entrar en la mente de otra persona y el método propuesto para conseguirlo. Pero por lo demás no me interesó, me costó entrar, me costó seguir y lo acabé sin ganas.

“Como unas vacaciones” me pareció al principio demasiado extraño, estuve a punto de dejarlo. No lo hice y lo disfruté. Recuerdo especialmente la sensación de libertad que contenía el mundo incontrolado de las hermanas. El final me causó intranquilidad, la locura era divertida desde fuera, pero no para quedarse. Al terminar volví incluso a releer las páginas iniciales, para no dejarme ningún detalle por disfrutar.

He anotado ya en mi lista de “pendientes” el resto de la bibliografía de Imma Monsó y, en particular, su última producción: “Un hombre de palabra”. 

En contra

Nada 

Fragmentos

Página 12

La meva mare també deia, per exemple, quan passava en una família una desgràcia gran o petita: “… I la mare va pel món com una somnàmbula”. Sota la seva òptica, la que anava somnàmbula solia ser la mare, víctima de totes les coses i l’única que mereix la consideració de ser sensible; no com l’home, que normalment no te entranyes, ni com els fills, sempre desagraïts, especialment les filles, perquè dels fills mascles de les seves amigues més aviat solia dir: ”Posa la seva mare al pedestal”.I també: ”No la deixa tocar de peus a terra”.

Que les tinguessin al pedestal no impedia que fossin en realitat uns infeliços com tots els homes, i per descomptat uns calçasses governats per les seves dones, les quals naturalment havien d’estar molt ofeses de la mamamania que afectava aquests fills emmarats, tot i que des de l’òptica de la meva mare, aquestes dones eren unes autèntiques bruixes, tret que s’hagués tractat d’ella mateixa, que mai no hauria permès al seu marit ser un emmarat, perquè un home que només viu pendent de posar a la mare al pedestal és un immadur i un faldilletess si aquest home és, en comptes del teu fill, el teu marit.

Si, en canvi, aquestes dones en comptes de tenir fills mascles tenien filles, aleshores era probable que anessin pel món “com unes somnàmbules” a la primera de canvi.Si la filla casada no vivia amb la mare, no pas perquè s’hagués casat amb un hereu de corona sinó perquè tenia una important missió professional que l’allunyava del poble (com ara ser la primera dona astronauta), aleshores la meva mare vaticinava que la filla, malgrat ser una bruixa, tornaria un dia o altre, perquè en el fons era una bona filla (i no com jo). Ara bé, si no tornava, era perquè era una filla que sabia el que volia a la vida (i no com jo)…

De manera que, o bé vegetaves i eres una ingrata, o bé eres la primera dona astronauta; ser la segona no valia, ja que, com deia la mamà, si no pots ser el primer en el que sigui, més val que t’engeguis un tret…

Página 52

Començava a ser hora de, com a mínim, afrontar l’etapa prèvia a estudiar, que consistia a sumar totes les pàgines de tots els totxos per tal de poder dividir el temps de què disposava entre el nombre de pàgines i saber exactament quant temps podria dedicar a cada pàgina. Només així aconseguiria reunir el grau d’ansietat imprescindible per decidir-me a començar a estudiar de debó.

Página 177

Amb la suposada lucidesa que caracteritza el deprimit, veia com tothom s’atrafegava en va al meu voltant, il.lusionats per pujar, temerosos de baixar, mentre jo no volia ni pujar ni baixar…Aquesta situació no estava totalment  exempta d’avantatges: igual que era incapaç d’apreciar allò que en diuen petits plaers quotidians (no diguem ja els grans), també era incapaç de fer-me mala sang a causa de les petites molèsties (no diguem ja les grans), i la pau que m’infonia saber que podria acollir, per primer cop a la vida, qualsevol desgràcia amb els braços oberts i sense angoixa em va proporcionar, quan finalment vaig tocar fons, un dels períodes més tranquils de la meva vida.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: